Socialnautas contra los distintos tipos de ciberacoso

Por Carmen González En Socialnautas mayo 3, 2019

Tipos de ciberacoso

El 2 de mayo se conmemora el Día Mundial Contra el Acoso Escolar. Los distintos tipos de ciberacoso son uno de los problemas más graves que existe dentro de las aulas en el siglo XXI. El objetivo de este día es concienciar a la población sobre el acoso escolar, un problema que afecta a los alumnos y familiares de todo el mundo.

Casi un tercio de los adolescentes ha sufrido alguno de los tipos de ciberacoso, según datos publicados por el Instituto de Estadística de la UNESCO (IEU), fuente oficial de estadísticas para la consecución del Objetivo de Desarrollo Sostenible relativo a la educación. Por ese motivo queremos hacer un llamamiento a los padres, profesores y alumnos sobre los tipos de acosos que existen dentro de los entornos digitales.

¿Qué es el ciberacoso?

El ciberacoso es un tipo de acoso que se produce, generalmente, entre los menores (cyberbullyng) y en el cuál, se emplean los medios digitales para hacer daño a las víctimas, de forma consciente y repetitiva en el tiempo, llegando a convertirse en algo cotidiano y rutinario.

Este tipo de acoso se ha convertido en una realidad dentro de las aulas. Tristemente, cada vez hay más casos que salen a la luz, afectado a alumnos de distintas edades, género y regiones.

¿Qué medios digitales se emplean para realizar el ciberacoso?

Cada caso de ciberacoso es diferente, aun así, los medios digitales que emplea el acosador son las redes sociales, juegos online, correos electrónicos, foros…

El formato del contenido suelen ser imágenes y/o videos de la víctima.

Tipos de ciberacoso

Los principales tipos de acoso en medios digitales son:

  • Cyberbullying: acoso en Internet, generalmente entre menores de edad, en el que el acoso es repetitivo. Al tratarse de un acoso en entornos digitales, no es necesario que el acosador y la víctima se conozcan.
  • Grooming: se trata del acoso que se produce por parte de un adulto hacia un menor de edad con intenciones sexuales. Por lo general, detrás de este tipo de acoso se ocultan casos de pedofilia y pederastia online.
  • Sextorsión: es una forma de chantaje sexual en el cual el acosador cuenta con imágenes o videos de la víctima desnuda que anteriormente el acosado ha compartido y le amenaza con publicar el contenido en internet, a menos que la victima le pague con algún “favor”, en general sexual.
  • Ciberviolencia de género: es un acoso por parte de una o varias personas hacia otra persona de distinto género. Por lo general, el acoso son insultos, ataques, chantajes, control…

La cada vez más temprana llegada del joven al mundo digital y los malos usos que estos hacen dentro de él convierte a los entornos digitales en un espacio arriesgado y lleno de peligros a los que tienen que enfrentarse. Algunos de estos peligros son: proporcionar información personal, contactar con desconocidos entre otros.

Esto no quiere decir que la solución para evitar las malas prácticas sea recurrir a medidas drásticas, como prohibir el uso de Internet o del móvil, porque los beneficios que aporta las tecnologías para los adolescentes en términos de educación y comunicación son muchos. Lo que hay que hacer es “enseñar a usar las redes sociales”.

Uno de los casos de ciberacoso más sonados recientemente es el que sufrió la actriz porno August Ames, qué terminó con su trágica muerte vinculada a un dramático tuit en casi tiempo real que decía fuck  y´all. Una historia que impacto a todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *